martes, 16 de septiembre de 2014

Análisis de la Poesía Patria de mis Amores

RICARDO MIRÓ
(Ciudad de Panamá, 5 de noviembre de 1883)
Ciudad de Panamá, 2 de marzo de 1940)[image]
Escritor panameño considerado como la figura más representativa de la poesía de dicho país.
A los quince años viaja a Bogotá para hacer sus estudios, sin embargo se ve obligado a regresar a Panamá debido a la Guerra de los Mil Días en 1899. Publica sus primeros versos en una revista llamada El Heraldo del Istmo donde trabajó por 10 años.
Luego viaja a España donde desempeña el cargo de cónsul de Marsella, en 1909 publica su poema Patria, donde resalta la nostalgia que siente al encontrarse lejos de su tierra. Regresa a Panamá donde desempeña cargos como director de los Archivos Nacionales (1919 – 1927) y secretario de la Academia Panameña de la Lengua (1926 – 1940).
Entre sus obras podemos mencionar: Preludios (1908), Segundos preludios (1916), La leyenda del Pacífico (1919), Flor de María (1922) y Caminos silenciosos (1929), además escribió poesías tales como La última gaviota (1905), Patria (1909), A Portobelo (1918), entre otras.
Por su labor como poeta, se ha conmemorada de manera póstuma la realización del Premio Ricardo Miró que valora a los exponentes de la literatura panameña.
ANÁLISIS DE LA POESÍA
PATRIA DE MIS AMORES
Por Ricardo Miró
El autor esta hablando acerca de su sentimiento que tiene sobre la Patria que en este caso hablaríamos de Panamá, él está realizando un saludo a la bandera conmemorando el día de la independencia de Panamá.
Se está resaltando la belleza de la bandera, ya que su tela de seda y sus estrellas son vistas a todas horas, con sus brillantes colores que hace recordar el crisol de razas que hay en Panamá.
Aparte de esto el quiere expresar que la lengua natal de nuestra patria es el idioma español, así que todos nuestra población esa es la lengua que habla.
Panamá es una región que por las fallas tectónicas se formó entre las dos Américas para convertirse en un puente de razas que conecta a América del Norte con América del Sur.
Al presenciar la bandera que es el resultado de la libertad y de la igualdad que se produjo entre los partidos conservadores y liberales. Al momento de su izamiento todos sus pobladores recuerden que es un símbolo de la unión de los partidos para obtener una libertad y democracia.
La patria a la hora de su saludo y a toda la humanidad debe rendirle respeto y deber ser solidarios unos con otros con respecto a su patria; la patria es la unión de diferentes familias panameñas.
La bandera es un símbolo impuesto por hombres para resaltar la democracia en su pueblo, en donde se puede apreciar sus estrellas donde se encuentre la bandera porque sus estrellas son una guía se encuentre la bandera en el cielo se pueden ver sus estrellas.
GLOSARIO
  1. Alba: Amanecer.  Primera luz del día antes de salir el sol . Túnica blanca. Romper, rayar, quebrar o reír el alba, amanecer.
  1. Brecha: Abertura en una pared o muralla. Rotura de un frente de combate.
  1. Castellana: Copla de cuatro versos de romance octosílabo
  1. Continente: Gran extensión de tierra rodeada por mar. Cosa que contiene en sí a otra.
  1. Divina: Naturaleza divina y esencia del ser de Dios en cuanto Dios.
  1. Fraternidad: Unión, amor entre hermanos o entre los que se trata como tales.
  1. Humanidad: Naturaleza humana.  Género humano. Bondad, benevolencia.  Sensibilidad. compasión, por las desgracias de los semejantes.
  1. Libertad: Facultad natural del hombre para obrar según su voluntad. Estado del que no es esclavo, o no está preso. Independencia de las naciones, posibilidad de gobernarse por sí mismas.
  1. Patria: Lugar donde se ha nacido
  1. Raza: Ascendencia o descendencia de alguien.  Cada uno de los grupos en que se subdividen algunas especies animales o vegetales. Humana, grupo de seres humanos que por el color de su piel y otros caracteres se distinguen entre sí.
  1. Seda: Hebra sutil que labran ciertos gusanos.
  1. Talismán: Objeto al que se atribuyen poderes benéficos sobrenaturales.

Patria de mis Amores

Patria de mis amores,
por Ricardo Miró

¡Patria que me estremeces dulcemente,
Patria de mis amores, Patria mía:
yo quiero saludarte en este día
en que la Libertad besó tu frente.
Todavía la lengua de Castilla
ensalza a Dios bajo tu limpio cielo
y en tus noches de seda y terciopelo
la misma estrella de la raza brilla.
Y así será por siempre que en tus lares
los pájaros cantores, la fontana
sólo aprendieron lengua castellana
y hasta las mismas olas de los mares.
En tí se unieron las fraternas manos
de dos mundos, formando un Continente,
y hoy, que saltó en pedazos ese puente,
por la brecha se abrazan dos océanos.
Porque viéndote, Patria, se dijera
que te formó la voluntad divina
para que bajo el sol que te ilumina
se uniera en tí la Humanidad entera.
Para que en tu bandera que descuella
con la humildad cristiana de una espiga,
vieran todos los hombres una amiga
y viéramos nosotros una estrella.
¡Patria que me estremeces dulcemente
Patria de mis amores, Patria mía:
Dios, como un talismán, te puso un día
la libertad del mundo en la alba frente.




Ricardo Miró

Ricardo Miró
 
(Panamá, 1883 - 1940) Escritor panameño, considerado como el gran poeta nacional. En su juventud cursó estudios de pintura en Bogotá, que truncó por razones políticas. Ricardo Miró vivió los tiempos efervescentes de la construcción del canal por los franceses, los de la fundación de la República en 1903 y experimentó muy sensiblemente la presencia sajona en el territorio istmeño.
 
En 1904 publicó por primera vez sus poemas en la revista literaria El Heraldo del Istmo, que dirigía Guillermo Andreve. La lírica de Ricardo Miró presenta influencias modernistas y neorrománticas. Cantó a la patria, a su paisaje, a la herencia hispana y al amor. Sus poemarios más representativos son Preludios, 1908; Los segundos preludios, 1916; La leyenda del Pacífico, 1925; Caminos silenciosos, 1929. Escribió cuentos y dos novelas: Las Noches de Babel y Flor de María. Fue también fundador y director de revistas literarias; la más importante de ellas fue Nuevos Ritos. a través de cual señaló las líneas de un proceso de renovación que luego marcaría los rumbos de la poesía panameña.
 
Ricardo Miró desempeñó cargos diplomáticos en Londres, Marsella y Barcelona, donde escribió en 1909 su emblemático poema "Patria". Fue director de los Archivos Nacionales y Secretario Perpetuo de la Academia Panameña de la Lengua. Murió en la ciudad de Panamá el 2 de marzo de 1940. El premio nacional de literatura fue bautizado en su honor, el Premio Ricardo Miró, y se otorga anualmente en los géneros poesía, cuento, novela y ensayo.
 
 

sábado, 19 de julio de 2014

http://www.panamapoesia.com/

Niño Goloso, por
María Olimpia de Obaldía

En el árbol de la noche
cuelgan espléndidas
frutas;
yo quiero la más hermosa,
redonda y blanca: ¡la luna!
¿Su pulpa, será de coco,
de guineo o de naranja?
¿Tendrá jugo delicioso
como piñas o granadas?
¿Cómo será su perfume:
suave y puro de violetas,
fuerte y raro como
orquídeas
o de todos tendrá mezcla?
Si yo comiera esa fruta
no sé qué me pasaría...
Si tan solo con mirarla
¡me emborracho de
alegría...!

Poemas para el Día del Niño

dia del niño
















Los Niños

dia del niño





En un jardín muy hermoso,
se mezclan mil de cariños,
el ruido es de risa y gozo,
el sonido de los niños..

Son la ternura y la brisa,
son el cielo de algodón,
el sol corriendo de prisa,
y la mas linda canción

Los querubines hermosos,
rondan en sueños felices,
con los zapatos lodosos;
¡Con tierra en los calcetines!

Mil piedritas al bolsillo
de sandia son sus mejillas,
un niño Siempre es un pillo,
en un carrito de sillas.

Son ángeles en la tierra,
que alimentan de ternura,
ganadores de la guerra,
donde el corazón perdura.

Por eso ¡¡Vivan los niños!!
De genial ritmo y tesón,
los pequeños y sus guiños,
que son puro corazón.
-Todos los derechos reservados.-
Autor: Mario Alberto Matuz Negrete

sábado, 14 de junio de 2014

Poemas para el Día del Padre

  1.    El verso del buen padre.
  2. El poeta mexicano Juan de Dios Peza, que vivió durante la segunda mitad del S.XIX, escribió uno de los poemas más bonitos en honor a la figura paterna. Uno de sus versos lee así:
  3. Seca su llanto, calla sus dolores,
    y sólo en el deber sus ojos fijos,
    recoge espinas y derrama flores
    sobre la senda que trazó a sus hijos.
  4.  
  5. 2 ‘Canción para arrullar a un padre’.
    La poetisa colombiana Beatriz Zuluaga le da las gracias a su padre por todo lo que ha hecho por ella en el siguiente verso:
    Todo lo que tenemos nació en la misma casa
    al calor de las mismas frazadas
    sobre la misma mesa
    donde tú con tu mano de padre
    nos diste a todos el vino, el pan
    y el agua clara.
  6. 3 Las coplas de Jorge Manrique por la muerte de su padre.
    Si existe una colección de versos dedicados a la figura paterna por antonomasia esos son las famosas ‘Coplas por la Muerte de su Padre’, de Jorge Manrique. Son un poco tristes, ya que, al fin y al cabo, son unas líneas que un hijo dedica a su desaparecido padre, pero aún así te pueden servir de ayuda. La última copla lee así:
    Tú que, que por nuestra maldad,
    tomaste forma servil
    y bajo nombre;
    tú, que a tu divinidad
    juntaste cosa tan vil
    como es el hombre;
    tú, que tan grandes tormentos
    sufriste sin resistencia
    en tu persona,
    no por mis merecimientos,
    mas por tu sola clemencia
    me perdona.
  7. 4 ‘Mi querido viejo amigo’.
    Un verso muy emotivo, que, curiosamente, pertenece a una canción y habla con mucho cariño de la figura paterna, como si de un amigo se tratara. Dice así
    Esos tus cabellos blancos, bonitos,
    ese hablar cansado, profundo
    que me lee todo lo escrito
    y me enseña tanto del mundo,
    esos pasos lentos de ahora
    caminando siempre conmigo,
    ya corrieron tanto en la vida.
    Mi querido, mi viejo, mi amigo
  8. 5 ‘El padre héroe’.
    Este verso pertenece a un poema escrito por la poetisa norteamericana Joanna Fuchs. Si hubiera que definirlo en pocas palabras, éstas serían entrañable, sincero y directo.
    Padre, tú eres mi héroe.
    Eres la base sobre la que me sustento.
    Cuando pienso en tí, lo hago con mucho amor
    y aprecio sincero.
    Haces que me sienta protegida;
    me escudo en tus cuidados.
    Siempre has sido mi gran amigo; y Padre,
    cuando te necesito siempre estás ahí.
  9. 6 ‘Mi padre’   de Yehuda Amichai.
  10. Este poeta israelí dedica las siguientes líneas a su padre, haciendo especial hincapié en lo cotidiano de su amo.
    Los recuerdos de mi padre los guardo envueltos en
    un papel blanco, como los de los sándwiches del trabajo.
    De la misma manera que un mago saca torres y conejos
    de su sombrero, el emanaba amor de su pequeño cuerpo,
    y los ríos de sus manos
    desbordaban con buenas intenciones
 

  1. 7 ‘Mi padre, cuando yo tenía...’
    La columnista norteamericana Ann Landers es la responsable de haber creado este ingenioso escrito en el que se recoge, de manera muy hábil, lo que supone un padre para un hijo en los distintos estadios de la vida de éste.
    4 años : Mi padre puede hacer de todo.
    5 años : Mi padre sabe un montón.
    6 años : Mi padre es más inteligente que el tuyo.
    8 años : Mi padre no sabe exactamente todo.
    10 años : En la época en que mi padre creció,
    las cosas seguramente eran distintas.
    12 años : Oh, bueno, claro,mi padre no sabe nada de eso.
    Es demasiado viejo para recordar su infancia.
    14 años : No le hagas caso a mi viejo.
    ¡Es tan anticuado!
    21 años : ¿Él? Por favor, está fuera de onda,
    sin recuperación posible.
    25 años : Mi padre sabe un poco de eso,
    pero no puede ser de otra manera,
    puesto que ya tiene sus años.
    30 años : No voy a hacer nada hasta no hablar con mi padre.
    40 años : Me pregunto cómo habría manejado esto mi padre.
    Era inteligente y tenía un mundo de experiencia.
    50 años : Daría cualquier cosa por que papá estuviera aquí
    para poder hablar esto con él.
    Lástima que no valoré lo inteligente que era.
    Podría haber aprendido mucho de él.
     

Elegía a mi Padre

ELEGÍA A MI PADRE


Recuerde el alma dormida,
avive el seso y despierte
contemplando
cómo se pasa la vida,
cómo se viene la muerte
tan callando;
cuán presto se va el placer,
cómo después de acordado
da dolor,
cómo a nuestro parescer,
cualquiera tiempo pasado
fué mejor.
Y pues cemos lo presente
cómo en un punto es ido
y acabado
si juzgamos sabiamente,
daremos lo no venido
por pasado.
No se engañe nadie, no,
pensando que ha de durar
lo que espera
má que duró lo que vió,
porque todo ha de pasar
por tal manera.
Nuestras vidas son los ríos
que van a dar en la mar,
que es el morir;
allí van los señoríos
derechos á se acabar
y consumir;
allí los ríos caudales,
allí los otros medianos
y más chicos;
allegados, son iguales
los que viven por sus manos
y los ricos.


Autor: Jorge Manrique